Estoy hasta el moño

Yo pensé que había nacido para ser marquesa o actriz o alguna cosa de esas en las que acudes a fiestas, te pones un vestido lleno de brillos, un moño súper elaborado y te vas a tomar cócteles mientras un camarero te pasa un sinfín de bandejas llenas de langostinos y cosas ricas, al mismo…