La felicidad está escondida bajo la mesa de tu cocina 🍴

en

felicidad

¡Por fin tengo blog!

Un cataclismo me lo quiso fastidiar, pero gracias a Roberto, que me ayuda un montón con todas estas cosas y me lo ha conseguido arreglar, ahora estoy la mar de contenta.

Quién me iba a decir a mí que esto me iba a hacer entrar en un estado de ciclotimia incontrolable y que al recuperarlo iba a volver a estar más feliz que una perdiz. ¡A la porra el cataclismo! Que no solo ha afectado a mi web si no también a mi estado de ánimo y eso no puede ser.

Hace días estuve en una conferencia en la que el ponente comentó que unas 3.000 personas se suicidan cada día en todo el mundo. A mí se me pusieron los pelos de punta solo de pensar que hubiese tanta gente infeliz por estos lares del 🌍  planeta y aunque no he estado al borde del precipicio sí que me he comido más uñas de la cuenta por una chorrada de nada.

Aquel ponente lanzó una pregunta al aire:

-“¿Qué es lo que más deseáis para vuestros hijos?

-“Que sean felices”. Respondieron unos cuantos.

Todos queremos ser felices, es normal. Es lo más codiciado por el mundo mundial y también lo más buscado en Google.

Pero cuando algo se busca tanto es porque se ha perdido y tenemos que encontrarlo.

Tendencias

Me llama la atención que las siguientes tendencias más buscadas sean cómo ser guapa, cómo ser millonario… Una persona inteligente sabe ser feliz siendo más feo que Picio, sabe ser feliz con menos dinero y sabe 💕amar a todos y a uno mismo como es. Sorprendentemente “Cómo ser más inteligente” es la que está en el último puesto.

Así que lo siento mucho, pero no estoy de acuerdo con el diccionario que dice que la felicidad se alcanza cuando se goza de lo que se quiere.

Yo en cambio creo que la felicidad se goza cuando se quiere lo que se tiene.

Hace días me reía con una amiga fantaseando sobre nuestro supuesto 💼 viaje a París, ahí nos visualizábamos las dos paseando por el mercado “Les Puces” y haciéndonos con  todo tipo de trapos y complementos con afán infinito, mientras nos tomábamos unos Macaroons. Después brindando 🍸 en la Torre Eiffel bajo la luz de la luna con nuestra boina, al más puro estilo parisino. ¡Pero ni boinas ni gaitas! Lo más lejos que he ido últimamente ha sido a mi pueblo, a unos 100 km de aquí y he de confesar que soy feliz con mis bermudas y mi sombrero 👒 de paja al puro estilo pueblerino.

Vamos, que la felicidad es una actitud y por lo tanto es algo que se puede educar.

La felicidad es contagiosa, y de padres felices hijos felices.

Eso es lo que quiero enseñar a mis hijos, a ser felices amando. Amar a toda la gente, amar lo que se tiene y emocionarse con ello.

¡Sí, emocion of the life! Cuando tuve niños entendí aquella frase de: “Es tan feliz como un niño con zapatos nuevos”. Ese entusiasmo de los niños cuando estrenan zapatos 👞 que miran y remiran una y otra vez y que cuando llegan a casa no hay quién se los quite de los pies.

Pues eso, calzarse cada día como si estuviéramos de estreno y salir a taconear 👠 la vida. Entusiasmarse con las bonitas calles por las que pasas de camino al trabajo, con esa galleta mojada en el café calentito y el pincho de las doce.

Encontrar la felicidad a la hora de comer en tu cocina, con tu gente. Que ese plato de espaguetis vale más “likes” que cualquier imagen “Instafood”.

Que no hace falta viajar a París para brindar con estilo, ten siempre unas copas a mano y úsalas mucho. Celebra el 🍂 otoño, el invierno, todas las estaciones y lo que se tercie.

Ríete de ti mismo y ríe con los amigos. Ríe hasta que se te desencaje la mandíbula, ríe hasta perder el glamour. Ríe y vete a tu pueblo, siéntate al lado de la estufa y pasea por el campo 🌿

Arranca unas flores y regálalas a alguien que quieres. Emociónate con hacer una nueva receta, con las rebajas de Enero, con un beso sincero. Y cuando te hayas emocionado con todo esto, se te olvidará si eres guapo, si eres popular o si no tienes un chavo y te darás cuenta que en todas estas cosas estaba escondida la felicidad.

Que la vida es una fiesta 🎉 y estás invitada a ella. Al menos eso me han dicho Checho y Ponyo.

boina

Feliz-día

 

 

Plural: 6 Comentarios Añadir valoración

  1. Begoña dice:

    Pues hoy cuando me fui a dormir le dije a mi marido:voy a soñar con Londres porque me encantaría conocer esa ciudad tan alucinante llena de vida y de luz…y como no puedo ir me conformé en hacer volar mi imaginación…

    1. ishaces dice:

      Jajaja Begooo!! Londres, Paris…Nos van a dar una sorpresa y nos van a llevar un día…con el INSERSO!

  2. Isabel haces sanchez dice:

    Toda la razón Isa. Para ser feliz no hacen falta muchas cosas. Si no tener un corazón grande. Que sepa querer

    1. ishaces dice:

      Claro!!!
      Que sepa querer y no querer tantas cosas.
      Besos!!

  3. agustoencasa dice:

    Me ha encantado, tocaya. Pienso igual. ¡Buenas noches!

    1. ishaces dice:

      Mira, coincidimos en más cosas a parte del nombre…
      Muchas gracias!!!

Deja un comentario